volver

Preludio

Desplegándose (Asturias)

Instalación escénica para bebés

Público familiar (bebés desde que gatean, hasta 18 meses) 10 grupos de SÓLO 1 bebé + de 1 a 3 adultos acompañantes
9 de junio
11 y 16.30 h.
Auditorio
4 euros (tanto bebés como adultos). La actividad está diseñada para disfrutarse en grupos con 1 solo bebé, acompañado de 1 a 3 adultos (por eso disponéis de un mínimo de 2 y un máximo de 4 entradas)
55 minutos

Aunque sabemos que las esperas con peques son a veces complicadas, dadas las circunstancias os recomendamos que lleguéis al centro con suficiente margen de tiempo, entre 15 y 20 minutos antes. En el caso de que lleguéis tarde, podréis acceder sólo durante los 10 primeros minutos de actividad.

Preludio es juego, relación y escucha. Objetos, palabras, paisajes y acciones que señalan la unión sensorial e imperecedera entre bebés y progenitores.

Esta instalación escénica, dirigida tanto a bebés como a adultos acompañantes, habla de los primeros vínculos, de una convivencia que se vive intensamente desde la piel y los sentidos; desde la dependencia y la incondicionalidad. Lugares que el adulto apenas reconoce y que sólo una plena atención y apertura puede convertirlos en comunicación auténtica y sincera.

Por ello, Desplegándose crea una estructura y un tiempo de juego y actividad para los más pequeñines, donde puedan experimentar libremente con texturas, movimiento, acción, sonido y… ¡mucho más!

Y, también, un lugar de contemplación para las personas adultas acompañantes, que son interpeladas, mientras observan o asisten a los bebés, por una transmisión sonora (palabras y sonidos), un discurso susurrado al oído que transforma lo que ven y sienten al observar la acción, al estar.

Ficha artística y técnica

Idea, texto y dirección: Carlos Fernández López

Ayudante de dirección, coreografía e interpretación: Marisa Amor

Espacio sonoro: Óscar G. Villegas

Producción: Desplegándose C. B., La Casa Encendida, Festival Tnt, Terrassa noves tendències y Fondazione Escuela Yera

Desplegándose

Marisa Amor y Carlos Fernández llevan cerca de treinta años vinculados a las artes escénicas y a la pedagogía. Dentro de las áreas del movimiento, la expresión y el juego, ofrecen espacios y talleres en los que buscan, ante todo, que cada persona se sienta cuidada, protegida y con libertad para desplegar su imaginario y su ser creativo.

Desarrollan actividades de manera regular en Gijón y Madrid. Desde septiembre de 2018, cuentan con un espacio físico propio en la ciudad de Gijón, en el que llevan a cabo propuestas para bebés, niños y adultos durante todo el año.

Llevan a cabo también cursos de formación, así como el diseño de espacios de juego y expresión específicos y trabajan desde la integración de personas con diferentes capacidades.

www.desplegandose.com